DEGENERACION MACULAR ASOCIADA A LA EDAD

La Degeneración Macular Asociada a la Edad (DMAE) es la causa más frecuente de disminución severa de la visión en el mundo occidental. En España, el porcentaje de personas mayores de 65 años que la padecen es del 13%.

La degeneración macular asociada a la edad es una enfermedad del ojo ocasionada por degeneración, o deterioro de la mácula. La mácula es una capa amarillenta de tejido sensible a la luz que se encuentra en la parte posterior del ojo, en el centro de la retina. Esta área proporciona la agudeza visual, la que permite al ojo percibir detalles finos y pequeños. Cuando la mácula no funciona correctamente, las áreas del centro del campo visual empiezan a perder nitidez, volviéndose turbias, borrosas

 

FACTORES DE RIESGO

El tabaquismo, la edad avanzada, antecedentes familiares de DMAE, el alto nivel de colesterol en la sangre son los principales factores de riesgo para desarrollar la DMAE.


Es especialmente útil que el paciente conozca los síntomas de alarma por los que debe acudir al Servicio de Urgencias:

• Disminución de visión

• Ondulación de las líneas rectas

• Presencia de una mancha central

 

Tipos de DMAE

 

- Seca o atrófica: Constituye el 85% de todos los casos de DMAE. Presenta una evolución lenta a lo largo del tiempo (años).se asocia con pequeños depósitos amarillos en la mácula que se llaman drusas.

- Húmeda o exudativa: Es la menos común y la más agresiva. Se caracteriza por presentar una formación de vasos sanguíneos de nueva aparición que crecen debajo de la mácula. Estos vasos forman la denominada membrana neovascular. Su evolución es rápida (días/semanas) y compromete severamente la visión central.

 

TRATAMIENTO

Actualmente disponemos en nuestro arsenal terapéutico de inyecciones intravítreas de factores antiangiogénicos

La introducción de Ranibizumab (Lucentis®) y Bevacizumab (Avastin©) han supuesto un verdadero avance en este campo ya que conseguimos mejores resultados visuales que con ningún otro tratamiento. Actualmentel el 70% de los pacientes tratados consiguen no perder visión al año de tratamiento.
 

DIAGNÓSTICO

- Medida de la agudeza visual.

- Exploración completa oftalmológica prestando especial atención al estado de la mácula.

- Angiografía fluoresceínica. . Es una prueba complementaria de especial relevancia en el diagnóstico de las membranas neovasculares en el contexto de la DMAE exudativa.

- Tomografía de coherencia óptica. Es un test complementario fundamental en el diagnóstico y seguimiento de los pacientes con DMAE exudativa.